Investigaciones de la NASA que sirven para cosas útiles.


Seguro que muchos de ustedes creen que la NASA inventó el Velcro.  Pues va a ser que no. El Velcro lo inventó el ingeniero suizo George de Mestral en los años 40, cuando descubrió lo complicado que resultaba desenganchar de sus pantalones y del pelo de su perro los frutos de algunos cardos. Los miró con una lupa y se le ocurrió imitar a la naturaleza.
Pero la agencia espacial por excelencia sí que ha hecho grandes aportaciones a la humanidad, en lo que se refiere de atmósfera para abajo.
Tras el salto, te contamos las diez más relevantes, y más adelante hablaremos de una nueva que nos ha dejado muy sorprendidos: una bolsita que convierte la orina en bebida energética.
Sigue leyendo para enterarte de todo.
1.- El lubricante íntimo...


1.- El lubricante íntimo.

Quizás le inspiró esta imagen...
Lo inventó en el año 1977 un ingeniero llamado Dan Wray mientras trabajaba en los sistemas de refrigeración del transbordador espacial.  El más vendido en ´los Estados Unidos, de hecho, se llama Astroglide, precisamente por eso.  No sabemos cómo pudo tener la asociación de ideas, o en qué estaría el hombre pensando mientras pasaba el tiempo entre planos técnicos.  Lo más probable es que el líquido en un principio sirviera para que dos tubos uno dentro de otro pudieran deslizarse suavemente, y de ahí el muy pillín sacó la idea.




2.- Juegos de ordenador.

Claro, si hablamos de marcianitos, algo tendrá que ver la NASA.  Pero nos estamos refiriendo en concreto a un juego que está revolucionando este mundillo.  Se trata de una App pensada sólo para el iPad 2 que se llama Ball Invasion.  Lo ha desarrollado la compañía sueca 13th Lab utilizando el programa que utilizan los robots que están en Marte para poder desenvolverse en el entorno.  Este programa crea un mapa 3D con lo que hay alrededor, y nos ubica en él.  El juego utiliza esta técnica para simular a través de la pantalla que unas bolas nos atacan, apareciendo desde los sitios que ve el objetivo de la cámara.



3.- Utilizar flores para el tratamiento de residuos.

Reciclar agua y tratar los residuos en el espacio es algo que a los ingenieros de la NASA ha traído de cabeza desde el principio.  ¿Qué hacer con los desechos de los astronautas? ¿Cómo aprovechar el agua utilizada?.  La respuesta es con flores.  Un trabajador de la empresa, Bill Wolverton, descubrió que el jacinto de agua, una planta salvaje muy común en el sur de EE.UU. absorbe las aguas residuales, incluyendo los metales pesados y otros elementos orgánicos que componen el agua.  Este milagroso proceso se produce gracias a una pequeña bacteria que vive en la raíz del jacinto, que descompone los residuos en los nutrientes que absorbe la planta.  Actualmente, muchas ciudades del sur de Estados Unidos utilizan jacintos de agua para depurar sus aguas residuales.


4.- Comida infantil con microalgas.

Las algas siempre han sido una fuente de inspiración para la NASA, no sólo como alimento sino también para generar oxígeno en los vuelos espaciales.  Durante el largo proceso de investigación, los científicos se dieron cuenta del potencial que las algas tienen como alimento gracias a una cepa que produce ácidos importantes para el organismo, y a varios hongos que se convierten en ácidos grasos esenciales para la alimentación infantil.  Los desarrolladores crearon una empresa que actualmente introduce este tipo de alimentación en el 90% de las comidas infantiles y en muchos productos para adultos.[via NASA]




5.- Perfume que huele al aroma de las rosas que han crecido en baja gravedad.

Los que conozcan el complejo mundo de los perfumes sabrán que no es una locura.  Una empresa de perfumería, International Flavors & Fragances, se propuso averiguar si las rosas olerían igual en gravedad baja, y cultivaron una rosa en miniatura denominada "Overnight Scentsation" que crecía en una zona especial ubicada en la parte central del transbordador espacial Discovery.  La rosa creció durante 10 días en una misión, para descubrirse al regreso que, efectivamente, la producción de aceites volátiles (o aceites esenciales) es diferente en baja gravedad.  Los astronautas tomaron muestras de moléculas de la rosa en diferentes momentos del vuelo, para que la empresa de perfumes pudiera sintetizar ese aroma.  Existe actualmente un perfume que huele así: Zen, de Shiseido.[via NASA]



6.- Pelotas de golf que vuelan más recto.

Los tanques externos del transbordador espacial contienen oxígeno e hidrógeno líquidos, y sus ingenieros estudiaron la manera de que no se voltease ni tuviera alteraciones graves durante el despegue.  Las pelotas de golf también llevan líquido en su interior, así que cuando Wilson Sporting Goods Co. quiso investigar la manera de mejorarlas, llamaron al ingeniero que trabajó en la aerodinámica de los tanques y el control del "chapoteo" del líquido interior.  El resultado ha sido una bola que llega más lejos.[via NASA]




7.- Pequeños surcos en la carretera

Este hallazgo es, seguramente, el mejor de la NASA, puesto que ha salvado muchas vidas.  Estudiando la manera más eficaz de hacer aterrizar los transbordadores, descubrieron que estos pequeños surcos lograban evitar el "aquaplaning" que se produce en los pavimentos mojados porque el agua se canaliza en los huecos.  Desde entonces casi todos los aeropuertos del mundo han horadado sus pistas de aterrizaje, y en las autopistas se han reducido los accidentes en un 85%. [via NASA]

8.- Un revolucionario tratamiento para el acné.

Un importante empresario sufría de acné en la edad adulta, e investigó los tratamientos con calor para bloquear y eliminar el acné causado por bacterias sin dañar la piel de alrededor.  Su sistema era caro e incómodo, hasta que un ingeniero que trabajaba en el Centro Espacial Kennedy lo mejoró.  Pasó de costar 80 dólares a 10 céntimos la producción de cada aparatito, y disminuyó su tamaño considerablemente.  Muy pronto oiremos hablar de Zeno como la solución al acné.

9.- Nanomateriales para el tratamiento del pelo.

Un científico de la NASA, el doctor Dennis Morrison, estuvo varias décadas desarrollando materiales de nano-cerámica, diez mil veces más pequeños que el cabello humano.  Entre otras cosas, creó microcápsulas llenas de químicos que pueden inyectarse en tumores cancerosos.  También ayudó a desarrollar una mezcla de nanocerámica y metal que se utiliza en las planchas para el pelo, de forma que cuando está caliente se liberan iones negativos que hacen el pelo más brillante y manejable.  También está investigando con luz infraroja que ayuda al crecimiento del pelo y lo seca más rápido. [via HowStuffWorks]

10.- Los pañales.

Ellos lo llaman "prendas de máxima absorbencia" (MAG por las siglas en inglés), porque los usan adultos, pero son los pañales que todos conocemos.  Es una tecnología que utilizan casi todos los pañales modernos, consistente en un polímero llamado polyacrilato de sodio.  También se utiliza en jardinería, puesto que aisla el agua y la deja almacenada durante una época de sequía.[via Hampton Roads.]

Este artículo es una traducción del original publicado en io9.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada